Si consideramos la innovación más allá de la tecnología (y así deberíamos hacerlo) el sector del reaseguro ha sido el segmento de seguros más innovador del mercado. Así lo afirma la puntuación que otorga la agencia A.M. Best.

“Incluso las grandes reaseguradoras deben ser ágiles en la gestión de los ciclos y utilizar estrategias innovadoras para ser rentables en un mercado altamente competitivo. Los seguros de salud y de automóviles representan las dos siguientes líneas de negocio más innovadoras”, matiza este último informe.

Entre las conclusiones los analistas revelan que las reaseguradoras siguen obteniendo las mejores puntuaciones en materia de innovación: un 18% es evaluada con un nivel ‘significativo’  y un 10% como ‘prominente’. Un 6% tiene la consideración de ‘líder’, lo que contrasta, como contábamos la pasada semana, como solo el 1% de las compañías a nivel general de la industria aseguradora que se le puede considerar ‘líder’ en innovación.

“Los aseguradores de ramos muy complejos o sujetos a un riesgo de litigio y una regulación importantes pueden tener más dificultades para innovar”, añade.

Además, concluye A.M. Best la distancia entre la aseguradora y el consumidor, la escasa presión competitiva y los productos de bajo riesgo han moderado el impulso de la innovación. «A medida que el ritmo de la innovación se acelera, los mejores resultados en los ramos más complejos pueden ser los que superen la capacidad de innovar».

Reaseguro, el líder

En nuestra puntuación inicial de la innovación, el segmento del reaseguro tenía la mayor cuota de Líderes (6%) una tendencia que ha continuado en 2021. Los eventos de alta severidad y la competencia «han presionado a este segmento a ser innovador para mantenerse relevante y rentable». Las reaseguradoras necesitan recursos que les permitan navegar por los eventos que cambian el mercado, como la Covid-19. La infraestructura digital que utilizan estos transportistas permitió una transición relativamente fluida al entorno remoto, lo que permitió que las actividades de presentación y vinculación continuaran sin impedimentos.

Los siniestros patrimoniales modelados y no modelados (sobre todo desde 2017), así como la inflación social, también han sido un catalizador de la innovación en el segmento.

Desde A.M. Best, además, añden que algunos ejemplos del enfoque pionero de las reaseguradoras en materia de innovación son su adopción de la modelización de catástrofes antes que gran parte del sector y el uso de modelos económicos y de riesgo para gestionar el capital. Las reaseguradoras más exitosas han utilizado una modelización prudente -junto con el juicio analítico- para lograr resultados operativos que superan su coste de capital.

El entorno normativo más abierto de algunos domicilios en el extranjero ha permitido a las reaseguradoras elaborar condiciones y tarifas que incorporan los resultados de una sofisticada modelización del riesgo, la fijación de precios contingentes y nuevas formas de abordar los riesgos difíciles. Los reaseguradores más recientes pueden tener una cultura más innovadora, ya que tienen menos sistemas heredados y normas de funcionamiento menos arraigadas. Además, una cultura innovadora, que recompensa el diseño creativo de los productos y utiliza la modelización interna del riesgo para buscar oportunidades rentables, se suma a la propuesta de valor de una reaseguradora.

Sin embargo, la innovación no se limita a la tecnología. Los ramos como el reaseguro exigen que incluso las grandes compañías sean ágiles en la gestión del ciclo y utilicen estrategias innovadoras para ser rentables. Además, en un mercado de reaseguros altamente competitivo, «los reaseguradores que pueden convertirse en socios de las aseguradoras en materia de riesgos y asesorarlas en estrategias innovadoras pueden ganar negocio y obtener ligeras ventajas de precio cruciales para el éxito», subraya el informe.

La salud y su gran capacidad de innovación

El segmento de la salud sigue sacando las mejores evaluaciones en cuanto a su capacidad de innovación. Más del 10% del segmento obtuvo una puntuación en las dos primeras evaluaciones: Líderes (5%) y Prominentes (8%).

Las compañías de salud tienen grandes volúmenes de reclamaciones y altos índices de siniestralidad, con márgenes generalmente bajos. Por ello, añade: «La innovación les ayuda a adelantarse a las tendencias de aumento de los costes médicos y los gastos administrativos y a seguir siendo rentables».

«Dado que el mercado de los seguros de salud sigue cambiando rápidamente debido a los cambios normativos y legislativos, la demanda del mercado y los avances médicos, las aseguradoras de salud son bastante receptivas a las nuevas tecnologías y suelen ser las primeras en adoptar la innovación«.

Desde la agencia se recuerda que muchas aseguradoras de salud habían adoptado la atención virtual antes de la pandemia, pero trabajaron rápidamente con los proveedores para ampliar el acceso y dar cabida a un mayor volumen de visitas de telesalud. Las aseguradoras de salud también actualizaron sus sitios web para incluir comprobadores de síntomas COVID, instrucciones sobre dónde acudir para recibir atención y conexiones con proveedores virtuales.

Velocidad y escalda para Autos

La Covid ha acelerado las iniciativas digitales, especialmente en ramos como el de automóviles personales, que es algo menos complejo que otros ramos y se caracteriza por un alto nivel de interacción con los consumidores.

«Los ramos de autos es también una línea de negocio relativamente corta, lo que fomenta la experimentación y la innovación. Los avances tecnológicos están impulsando cambios significativos, cuya velocidad y escala están transformando la línea en una de las más innovadoras del sector.

La necesidad de innovar en los productos del ramo de autos se ha traducido en una mayor atención a la telemática y a los seguros basados en el uso. Además,  los principales retos en el lado del consumidor han sido tradicionalmente la privacidad de los datos y las preocupaciones de seguridad.

«La pandemia pueden haber disminuido en cierta medida la reticencia de los consumidores a compartir datos, lo que podría acelerar la aceptación de los productos basados en el uso», augura la agencia.

Además, la pandemia ha reforzado la relación entre la experiencia del cliente y la estrategia digital y la eficiencia operativa de una aseguradora. «Aunque el renovado interés por la mejora de los procesos ha afectado a todas las áreas operativas, se ha producido un impulso especialmente significativo hacia la automatización de los siniestros, dada la creciente demanda de los consumidores de rapidez y flexibilidad en la tramitación de los mismos», concluye.