QBE North America ha anunciado que está aprovechando su asociación con la empresa de inteligencia artificial Flyreel para ayudar a los propietarios de viviendas a evitar las pérdidas habituales por daños causados por el agua.

Los daños causados por el agua son el segundo tipo de siniestro no meteorológico más común entre los propietarios de viviendas, según los datos de siniestros de QBE Norteamérica. QBE y Flyreel se han asociado a través de una aplicación para ofrecer a los asegurados inspecciones a domicilio centradas en el agua.

Las empresas se unieron por primera vez en 2020 para ofrecer inspecciones de propiedades de autoservicio a través de una aplicación asistida por IA. Durante la pandemia de la Covid-19 pudieron realizar inspeciones sin necesidad de que una persona externa entrara en la casa.

Ahora las empresas están aprovechando la asociación para abordar las principales causas de los daños por el agua en los hogares; como la rotura de tuberías, las fugas en las válvulas o los electrodomésticos retirados del mercado. Además, los daños causados por el agua también pueden desplazar a los propietarios durante semanas o meses mientras los trabajadores de mitigación del moho y los contratistas de la construcción trabajan para restaurar la casa.

«Acontecimientos como los huracanes y la helada de Texas han puesto de relieve los impactantes efectos de los daños causados por el agua en el hogar, pero, en realidad, los daños se producen a menudo sin necesidad de un desastre natural», dijo Mark McCormick, vicepresidente de soluciones de riesgo de QBE.

Con la herramienta, los clientes pueden documentar sus electrodomésticos, las actualizaciones de fontanería, las posibles retiradas del mercado y mucho más, a la vez que reciben notificaciones instantáneas sobre las formas de mitigar los posibles daños causados por el agua, explican desde QBE.