Personalización masiva, tecnología, cambios en la ‘mano de obra’: Bienvenidos al futuro de la gestión de activos. Con tanta transformación, ¿Cómo puede reunir de forma proactiva la visión, la estrategia y las capacidades adecuadas para inventar el futuro de su empresa?

Bajo esta pregunta, el último informe de Accenture revela que, aunque el 95% de los gestores de activos de Norteamérica creen que su tecnología, datos y capacidades digitales serán diferenciadores competitivos para 2025, muchos siguen en las primeras etapas de adopción de tecnologías disruptivas, incluyendo la inteligencia artificial (IA) y la nube.

El informe «El futuro de la gestión de activos»  se basa en una encuesta realizada a 250 altos ejecutivos de la gestión de activos en Norteamérica de 17 compañía de los 25 mayores gestores de activos del mundo, se revela que, aunque la tecnología nativa de la nube podría proporcionar a los gestores de activos numerosos beneficios -ayudándoles a escalar sus negocios rápidamente, a reducir costes, a mejorar la experiencia del cliente y a obtener un mejor acceso a los datos-, sólo el 8% de los encuestados ha completado su viaje a la nube.

Mucho que desarrollar en IA

Las empresas de gestión de activos también se encuentran en una fase incipiente de adopción de la IA: menos de un tercio (28%) está experimentando con la tecnología, el 38% la está desplegando en grupos de negocio específicos y sólo el 17% se encuentra en la fase más avanzada de ampliación de la IA en sus organizaciones.

Según el informe, el aprovechamiento y la aplicación adecuados de la IA serán fundamentales para el desarrollo de productos, la generación de alfa y el suministro de una experiencia de cliente diferenciada.

Más agilidad en el modelo operativo

El informe señala que las estrategias de producto de los gestores de activos están evolucionando más rápido que su capacidad de adaptación operativa, “lo que presiona a las empresas a implementar operaciones y tecnología más flexibles y escalables”. Por ejemplo, más de cuatro de cada cinco (85%) gestores de activos creen que necesitan reestructurar y redefinir radicalmente sus operaciones de inversión para centrarse más en los diferenciadores competitivos, incluyendo el rendimiento, la experiencia del cliente y la amplitud de la oferta.

«Si bien los gestores de activos confían en alcanzar sus visiones estratégicas para 2025, operativamente hay mucho que necesitan lograr antes de que eso suceda», afirma Mike Kerrigan, responsable del grupo de la industria de Gestión de Activos de Norteamérica de Accenture. «Los gestores de activos necesitan reimaginar sus operaciones; adoptar la nube, la IA y el análisis de datos para reducir los costes; y, lo que es más importante, crear una mayor agilidad en todo su modelo operativo y arquitectura de plataforma. Conseguirlo no ocurrirá de la noche a la mañana, por lo que alinear la inversión de capital, las asociaciones con proveedores y el talento interno será fundamental.»

Productos personalizados para satisfacer al cliente

El informe señala que cada vez es más importante para los gestores de activos crear productos y servicios personalizados que puedan ayudar a mejorar la experiencia del cliente.

Para satisfacer esta necesidad de personalización, cuatro de cada cinco (83%) gestores de activos están buscando expandirse hacia nuevos productos y estrategias de inversión, mientras que tres de cada cuatro (74%) están considerando ampliar sus productos y servicios fuera de los productos de inversión, incluyendo la actuación en funciones de asesoramiento o consulta para los inversores, asesores y socios de distribución.

El informe también sugiere que la mejora de la distribución de los productos será aún más crítica a medida que los gestores de activos consideren cada vez más la venta directa a los consumidores. Por ejemplo, nueve de cada diez encuestados (91%) dijeron que tienen la intención de transformar su cadena de valor de distribución de productos en los próximos cinco años. Aunque hacerlo requerirá nuevas capacidades tecnológicas, según el informe, menos de un tercio (28%) de los encuestados dijo que sus empresas ya han implementado nuevas plataformas tecnológicas.

«El camino a seguir para los gestores de activos está claro; pero la cuestión crítica es si tendrán las capacidades tecnológicas, de datos y de operaciones adecuadas para 2025», dijo Girard Healy.

«A medida que las estanterías de productos del sector se hacen más pequeñas, los gestores de activos no pueden dar por sentado que su marca o su reputación heredada tendrán suficiente peso en la batalla por el espacio en las estanterías. El listón se ha elevado: las empresas deben duplicar sus capacidades tecnológicas y de inversión, y crear una experiencia significativa para ofrecer un valor de 360 grados a los clientes«, puntualiza Girard Healy, director general del grupo de la industria de gestión de activos.