Las ventas del sector del arte a través de Internet han experimentado desde 2019 un aumento del 280%, alcanzando un récord de 5.879 millones de euros en los seis primeros meses de 2021 y unas perspectivas anuales totales de 11.671 millones de euros.

Esto se concluye en el informe Online Art Trade Report 2021 de Hiscox, para el que se han consultado a más de 70 plataformas online y casas de subastas. Esta mayor confianza se ha traducido también en un mayor gasto medio por adquisición en estas casas de subastas, que en 2021 es de 21.546 euros, el triple que en 2019, con 7.140 euros.

La magia de las Redes sociales

El 89% de las plataformas de venta de arte online creen que Instagram ha sido muy importante a la hora de gestionar sus ventas, Facebook ocupa el segundo lugar con un 68%, pero bajando 10 puntos respecto a 2020; y le siguen YouTube y Twitter, con un 26% y un 22%. También es llamativa la popularidad que tienen las retransmisiones por streaming de subastas online. La Semana Clásica de Christie’s tuvo en total 1 millón de espectadores que siguieron las subastas en directo.

También ha existido una evolución en los métodos de pago y las criptomonedas están empezando a ganar presencia. En la actualidad, sólo el 13% de las plataformas las aceptan, aunque hay un 38% adicional que está pensando en añadirlas en los próximos 12 meses.

Todo esto lleva a que las perspectivas del sector sean muy optimistas. Un 97% de las plataformas online tienen buenas previsiones de futuro para el mercado del arte online, en comparación con el 80% de 2020.

La llegada de los Non Fungible Tokens (NFT)

Los NFT han sido la gran novedad del mercado del arte en 2021 y hasta el mes de septiembre, han tenido ventas por valor de 3.025 millones de euros. En este sentido, el 36% de las plataformas considera que la mejor aportación que puede hacer la tecnología blockchain al mercado del arte es precisamente la generación de nuevos mercados y, en la actualidad, el 14% de las plataformas online ya ofrecen NFT y un 38% adicional planea hacerlo en breve.

La rápida adopción de los NFT se ha debido a varios factores, entre ellos la facilidad con la que se puede comerciar con ellos y la libertad que ofrece a los artistas, ya que les permite vender su obra de forma directa, sin intermediarios. En un primer momento los principales inversores en arte NFT eran aquellos que provenían del mundo cripto, pero, con el paso del tiempo, se han visto desplazados por los inversores tradicionales en arte, que han visto las ventajas de este nuevo mercado.

En agosto se alcanzó el pico de transacciones de arte NFT con unas ventas estimadas en ese mes de 1.462 millones de euros. Sin embargo, se trata de un mercado todavía volátil, ya que hubo un descenso del 69% de las transacciones en septiembre, por lo que todavía existe un amplio margen para su evolución y asentamiento.

La tendencia actual presenta criptocoleccionables como Crypto Punks, una colección de 10.000 personajes generados de forma aleatoria por un algoritmo informático, todos únicos, de los que el considerado más raro, el numerado como #7253, fue vendido por 10,1 millones de euros. Otras colecciones, como Bored Ape Yacht Club, avatares de monos también generados por algoritmos, alcanzaron un precio total de 255 millones de euros.

Desafíos futuros de la venta de arte online

El principal desafío de la venta de arte online, identificado por el 50% de las plataformas preguntadas, es el construir una relación de confianza y crear imagen de marca consolidada para los compradores. No obstante, este porcentaje ha descendido a lo largo de los últimos años, esto se refuerza con el descenso de la preocupación sobre la reticencia de los compradores a adquirir sus piezas online, ya que sólo el 23% de las plataformas lo ha considerado un reto importante en 2021, en comparación al 56% de 2020.

Una de las preocupaciones más importantes es la relacionada con la gestión del envío y la entrega de las obras de arte a los compradores.

desarrollar su comercio online a través de los móviles es su prioridad de cara al futuro, potenciando la usabilidad de sus páginas web y desarrollando contenidos responsive.

Otro desafío al que se enfrenta el sector del arte online es el aumento de la complejidad de impuestos y tasas en fronteras, que preocupa al 46% de las plataformas, con un aumento de 16 puntos en tan solo un año, 25 desde 2019. La causa, el Brexit, que ha dificultado las relaciones comerciales y de exportación entre el continente y Reino Unido.

Finalmente, el 48% de las plataformas online se muestran preocupadas o muy preocupadas por la ciberseguridad. Este porcentaje era del 37% en 2020 y del 22% en 2019.