Por Daniel Galanti, CEO SysOne.-

La nube y sus beneficios son muy parecidos a los de hace 12 meses. Claro, la tecnología continúa avanzando exponencialmente pero un cambio reciente, mucho mayor, ha sido la transformación de las percepciones y prioridades de las personas, causada por el ajuste de la industria de seguros y de toda la economía para hacer frente a la pandemia del coronavirus.

Meses de trabajo remoto, reuniones virtuales, venta electrónica, junto con la dependencia constante de los datos en la nube y la arquitectura de software, han socavado la confianza percibida de las aseguradoras en los sistemas físicos y servidores con la misma certeza con la que las empresas están cuestionando sus necesidades de espacio de oficinas. Creo que posiblemente estemos presenciando una nueva era de la nube y el surgimiento de un nuevo grupo de líderes que han adoptado proveedores de comunicaciones de Internet como AWS, Azure, Zoom o Teams, y los han impulsado a desarrollar sus características y funciones durante el año pasado.

Solo han pasado unos pocos años desde que cualquier artículo sobre la adopción de la nube se enfocara casi invariablemente en una compensación de varios pros y contras percibidos que eran completamente predecibles: velocidad, costo y ahorros relacionados con la eficiencia que lideran los aspectos positivos; los riesgos cibernéticos; y, las preocupaciones sobre la continuidad del negocio en el otro lado. Ha sido difícil disipar tales sospechas en años anteriores, independientemente de la seguridad de la tecnología y de los grandes beneficios de la nube. Ha sido necesaria la pandemia para cambiar el equilibrio en muchas mentes. Con la perspectiva de la pandemia, la nube se ve como una fuente de resiliencia, en lugar de una amenaza para ella.

El mercado de seguros tradicionalmente se basa en ecosistemas construidos entre proveedores de capacidad, intermediarios y proveedores de servicios. Afortunadamente, la nube depende de los ecosistemas para tener éxito, proporcionando acceso a todos los servicios y aplicaciones interrelacionados necesarios para realizar negocios, desde cualquier computadora portátil de forma remota.

Nube = tecnología imperecedera

Después de la migración forzada de 2020, la adopción acelerada de la nube continuará. Las aseguradoras deben ver la nube como una tecnología imperecedera que seguirá funcionando, sea cual sea la temporada. Con el temor a los disruptores de startups y la intensa competencia que hacen que la innovación, el desarrollo y el tiempo de comercialización de productos sean factores vitales, la nube ofrece la única opción eficiente para un ecosistema que es lo suficientemente rápido y eficiente para cumplir.

El impulso es inevitable, y también lo son los ganadores emergentes que obtendrán la escala y el capital para convertirse en los latidos del corazón de la innovación y realmente trazar el curso de la tecnología imperecedera.

Los sistemas legacy pertenecen al pasado. Las soluciones Cloud Ready pertenecen al futuro. En SysOne no solo hablamos del futuro de los seguros: lo hacemos realidad.

Nuestra tecnología Cloud Ready ayuda a las aseguradoras de vida a superar las limitaciones de los sistemas legacy con un conjunto de plataformas impulsadas por la nube, con arquitectura de microservicios y apificables.