El Centro de Estudios de Riesgos de Cambridge, en colaboración con AXA XL, ha puesto en marcha un nuevo Hub on line de Asistencia a Catástrofes que incluye más de 100 estudios de casos de grandes catástrofes y que abarca diferentes acontecimientos en distintos lugares.

El Centro de Estudios de Riesgos de Cambridge incluye valoracionesde datos y otras herramientas para evaluar el papel que el sector de los seguros puede desempeñar para ayudar a las comunidades afectadas por las catástrofes a recuperarse lo antes posible.

Amplio abanico de ejemplos

La variedad de estudios de casos en el Hub abarca desde las inundaciones de Bangladesh en 2004 hasta el terremoto de Cachemira en Pakistán en 2005, pasando por el huracán Sandy en Estados Unidos en 2012, las inundaciones de Alemania en 2013 y los tifones de Filipinas y Vietnam en 2013 y 2017, respectivamente. Aunque la mayoría de los estudios de caso son de los últimos 30 años, el Hub también contiene estudios de casos más antiguos, como la inundación del río Ohio de 1937 en Estados Unidos y el terremoto de Ashgabat de 1948 en Turkmenistán.

El Hub muestra que las inundaciones de Bangladesh y el huracán Sandy, que en ambos casos tuvieron niveles de gravedad de los daños (es decir, la proporción del valor de los edificios y las infraestructuras perdidas por el suceso) entre el 60% y el 80%, tuvieron perfiles de recuperación muy diferentes.

Por ejemplo, las inundaciones de Bangladesh, en las que la proporción de pérdidas aseguradas fue sólo del 0,05%, tuvieron una velocidad de recuperación económica de 6 a 11 meses y la calidad de la recuperación económica fue peor que antes de la catástrofe; mientrasque el huracán Sandy, en elque la proporción de pérdidas aseguradas fue del 46%, tuvo una velocidad de recuperación económica de menos de 6 meses y la calidad de la recuperación económica fue la misma que antes de la catástrofe.

Los gráficos incluidos en el Hub incluyen una comparación de la velocidad de recuperación
económica y social, y la calidad de la recuperación en términos de economía, servicios y seguridad.

También hay estadísticas que cubren una variedad de datos en el Hub, como los tipos de catástrofes (inundación, tsunami, terremoto, huracán), el grupo de ingresos y la penetración de los seguros.

Optimización de la recuperación de desastres

El Hub se basa en un reciente informe de 21 páginas elaborado por el Centro de Estudios de Riesgos de Cambridgeen colaboración con AXA XL, titulado “Optimising Disaster Recovery”, que refleja años de investigación sobre cómo se ha abordado la recuperación de desastres en todo el mundo.

El Informe destaca que el promedio mundial de pérdidas por catástrofes naturales ha pasado de 27.000 millones de dólares en el período 1970-80 a casi 200.000 millones de dólares en el período 2010-2019, impulsado sobre todo por el desarrollo económico mundial y el aumento del valor de los activos en zonas peligrosas, especialmente en regiones de rápido crecimiento como el Sudeste Asiático.

También incluye algunos datos, como por ejemplo, cada punto porcentual de aumento de la penetración de los seguros reduce los tiempos de recuperación en casi 12 meses; las catástrofes en regiones y países con una alta penetración de los seguros, como Europa Occidental, Japón y Australia, tienen un tiempo medio de recuperación inferior a 12 meses, mientras que estos sucesos en países con una penetración muy baja de los seguros, como Haití y Filipinas, tienen un tiempo medio de recuperación de más de cuatro años.

Buena o mala gestión de los desastres, la clave

«La diferencia entre las catástrofes bien gestionadas y las mal gestionadas es sorprendente y, desgraciadamente, siempre son las comunidades más pobres las que se llevan la peor parte, ya sea en las economías desarrolladas o en las emergentes», afirma Jonathan Gale, Chief Underwriting Officer -Reinsurance, AXA XL, en el prólogo del informe.

«El Riesgo Climático está en el centro de este estudio, y es importante recordar que el riesgo juega un papel importante en cuanto al peligro, la exposición y la vulnerabilidad», añadió.

«Los cambios en el Riesgo Climático no se deben únicamente a un peligro cambiante; comprender el cambio de la exposición y la vulnerabilidad de esa exposición en función los parámetros y la riqueza desarrollada en las ciudades, especialmente en las economías emergentes, es fundamental para entender la brecha cada vez mayor entre las pérdidas económicas y las pérdidas aseguradas», matiza.

Para Oliver Carpenter, Environmental Risk Research Lead del Centro de Estudios de Riesgos de Cambridge, se espera que este Hub «resulte una herramienta inestimable para los funcionarios públicos, las empresas, las ONG y otras personas que desempeñan un papel en los esfuerzos de recuperación de catástrofes. El conjunto de los casos estudiados ofrece descripciones contrastadas de éxitos y fracasos en la recuperación rápida de catástrofes y en el desarrollo de la resiliencia ante las mismas, y destacan claramente el importante papel que desempeñan los seguros en estos esfuerzos».