El valor total de las 100 marcas mundiales más valiosas de Kantar BrandZ de 2021 ha crecido un 42%, hasta alcanzar nuevas cotas récord de más de 7 billones de dólares. El crecimiento acelerado de las marcas más valiosas del mundo refleja un impresionante repunte tras el peaje económico de la pandemia mundial.

Amazon mantiene este año su posición como la marca más valiosa del mundo, con un crecimiento del 64% hasta los 684.000 millones de dólares. Tras entrar por primera vez en la clasificación en 2006, el valor del gigante del e-comerce creció en casi 268.000 millones de dólares este año.

Justo además hoy, el fundador de la compañía, Jeff Bezos deja hoy su puesto como consejero delegado. Su puesto lo pasará a ocupar Andy Jassy se convertirá en consejero delegado. 

En el caso de Amazon se ha convirtido además, en la primera marca de medio billón de dólares, junto con Apple, la segunda de la lista, valorada en 612.000 millones de dólares.

Tesla, la que más rápido crece

En el número 47, Tesla es la marca que más rápido ha crecido y se ha convertido en la marca de coches más valiosa, aumentando su valor en un 275% hasta los 43.000 millones de dólares.

Según el informe, ha duplicado con creces su valor, junto a las marcas chinas: Moutai (nº 11, 109.000 millones de dólares), Meituan (nº 34, 52.000 millones de dólares), TikTok (nº 45, 44.000 millones de dólares) y Pinduoduo (nº 81, 22.000 millones de dólares).

Por otro lado, el informe de este año revela 13 nuevos participantes se incorporaron a la clasificación mundial de 2021, entre ellos: Nvidia (nº 12, 105.000 millones de dólares), Zoom (nº 52, 37.000 millones de dólares), AMD (nº 57, 33.000 millones de dólares) y Spotify (nº 99, 19.000 millones de dólares).

Solo una aseguradora aparece en el lista mundia, la china Ping An en el número 49 con algo más de 38.000 millones de dólares.

Amazon y los Seguros

¿Qué pasaría si Amazon entrara en tu negocio? Se preguntaba Celent en un informe hace unos años. Para la consultora muchos actores tecnológicos no están robando el negocio actual de los operadores tradicionales, «sino que están creando nuevos negocios, mediante una combinación de:

  • La creación de productos dirigidos a las nuevas necesidades que han surgido de las nuevas tecnologías y los nuevos productos y servicios.
  • Utilizando la tecnología para atender necesidades que antes eran demasiado caras.
  • La identificación de necesidades antes desconocidas o difíciles de detectar mediante el análisis de datos.

Este año Amazon además ha estado muy ligado al mercado asegurador. Ya al inicio de este año, en enero, se revelaba que dejaba de funcionar Haven. Es la sociedad conjunta que lanzaron en 2018 Amazon, Berkshire Hathaway y JP Morgan para ofrecer seguros sanitarios y otros servicios médicos y de salud.

Pero en marzo, destaca esta noticia, la compañía daba un paso más para operar en el sector asegurador a través de una  asociación estratégica con la insurtech Next Insurance. Gracias a este acuerdo, los miembros de Amazon Business Prime tienen un seguro en Next Insurance para una cobertura de seguro de Responsabilidad Civil General, Responsabilidad Profesional, Compensación Laboral, Auto Comercial y Herramientas y Equipos.

A finales de ese mismo es, la empresas de todos los tamaños y empleados de todo Estados Unidos, incluida la propia plantilla de Amazon, podrán acceder al servicio de atención sanitaria a la carta de Amazon Care.

¿El siguiente paso? Aunque ahora el gigante tecnológico ‘mira al espacio’ no se destarta una gran apuesta por el seguro de Autos. La India ha sido solo un gran laboratorio de prueba de lo que puede venir después.

¿Qué puede hacer el mercado?

«Es fundamental crear las capacidades clave, quizá mediante la asociación con empresas tecnológicas», afirma Celent.

Que alerta: «Si se unen a la fiesta demasiado tarde, los operadores tradicionales tendrán que negociar desde posiciones más débiles, porque los operadores tecnológicos ya se habrán asociado con sus competidores o incluso habrán creado su propia capacidad».